Falta 16 día para Qatar 2022

Faltan 14 días para Qatar 2022

Partidos históricos de la selección argentina: el primer paso hacia la gloria

El 12 de mayo de 1983, la selección argentina jugó su primer partido dirigida por Carlos Salvador Bilardo. Ese día empezó a gestar la hazaña más grande de la albiceleste.
Federico Argento
phsa1 fp

Después del ansiado campeonato Mundial ganado por Argentina en su propia casa, en 1978, las cosas transcurrieron con una euforia que día a día crecía. La aparición de Maradona en las filas de la selección solo prometía más éxitos y mejores resultados. La estrella del fútbol, por entonces transitando sus días entre Boca y el Barcelona no dejaba de hacerse cada vez más grande y el futuro era muy auspicioso. Y se venía uno de los más importantes partidos históricos de la selección argentina.

Pero…lamentablemente para la Argentina, la experiencia del Mundial 82 jugado en España, bajó la dirección técnica de Cesar Luis Menotti, quien la sacara campeona en el 78, no fue la esperada. Debut con derrota en el partido inaugural contra Bélgica y una segunda ronda en la que se jugó bien pero igualmente se perdió contra Brasil e Italia. El último encuentro de esa ronda se jugó el 2 de julio de 1982 y fue, sin dudas, el fin de un ciclo glorioso.

Partidos históricos de la selección argentina: lo que venía con Bilardo

Luego de 8 años de Cesar Luis Menotti, el por entonces técnico de Estudiantes de La Plata (emblema de un fútbol particular en el contexto latinoamericano) Carlos Salvador “Narigón” Bilardo fue elegido por Julio Humberto Grondona, presidente de AFA, para que reemplace a Menotti

Tan extraña e inesperada fue su designación que basta quizás una anécdota para resumirlo. Héctor Onesime,  Director de la revista “El Gráfico”, cuenta en su imperdible libro “Memorias de un Periodista Deportivo” que una tarde fueron a invitarlo a Grondona a una mesa de debate entre dirigentes y técnicos del futbol argentino entre quienes iba a estar Bilardo.

La respuesta de Grondona a esa invitación fue un tajante no: “Ni loco voy: eso es anti fútbol, es Estudiantes de La Plata y yo soy Independiente, hay una pequeña diferencia: nosotros jugamos –dijo un Julio Grondona pasional – y ellos buscan el resultado a cualquier precio. No, con “ése” no me siento.”

Pocos meses después de esta rotunda negativa, Bilardo era elegido técnico de la Selección. Las cosas habían cambiado, especialmente gracias a los logros que Estudiantes seguía acumulando. La primera decisión del flamante entrenador nacional fue considerar insustituible a Diego Maradona. Lo cierto es que Diego no iba a estar el día de su estreno. 

El primer partido de Bilardo en la Selección Argentina

Su mayor meta y la de la AFA era volver a conseguir una Copa Mundial de Fútbol en 1986 y Bilardo traía consigo una nueva idea acerca de la concepción del juego y eso lo trasladó al seleccionado. Incorporó nuevos jugadores para debutar en la selección, sobre todo jugadores de su propio Estudiantes de La Plata y de Independiente de Avellaneda, equipos que en aquellos años destacaban en el fútbol argentino y mundial.

El camino hacia la imagen de Maradona sosteniendo la Copa de la FIFA fue largo y lleno de contrariedades hy momentos amargos. Pero el logro histórico de salir campeones en México 86 tuvo un primer paso y fue el 12 de mayo de 1983: Ese día Argentina igualó 2-2 con Chile en un amistoso disputado en el estadio Nacional de Santiago.

Ese día jugaron Fillol; Arregui, Ruggeri, Trossero, Olarticoechea; Giusti, Marangoni, Burruchaga, Alonso; Calderón y Gareca. Los goles fueron convertidos por el Beto Alonso y Ricardo Gareca. Y el propio Alonso falló un penal en el segundo tiempo.

Hubo muchos amonestados. Segovia y Pedemonte por Chile y Trossero, Olarticoechea y Giusti, (estos dos últimos luego serían puntales del logro mundialista del 86) por Argentina. De hecho, una revista chilena titulo el partido diciendo “Lo único amistoso fue el resultado”.

 “Todavía no habla, pero ya camina”, fue el ingenioso título que utilizó El Gráfico para la crónica del partido. “Un trabajo aceptable que nos dejó intactas las ganas de creer”, ampliaba la volanta. 

Sin dudas no fue un partido más, sino algo realmente histórico. Fue el punto de partida de la etapa más exitosa en la historia de la Selección hasta el momento.

Etiquetas:

También te puede interesar...

linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram